Categorías

amor (50) arte (7) cine (53) cuento (29) diario (130) English (15) ensayo (38) espiritualidad (2) humor (15) imagen (2) Krishnamurti (6) lenguaje (8) literatura (12) música (2) narrativa (42) pensamientos (20) poesía (112) préstamos (82) prosa poética (30) sociedad (6) sueños (2) talent campus (1) video (9)

24 de julio de 2007

Traducir la reconstrucción

Si quieres ciencia perfecto, pero lamentablemente el 90% de nuestra vida, más o menos, se rige a través de la inconsciencia. Más de la mitad de nuestra vida estamos dormidos y los escritores conocen un poco más ese mundo, duermen mucho.

Cada cuento es un hubiera. Cada poema es un hubiera realizado. Cada canción es la reacción de nuestros subjuntivos. Por eso sonreímos cuando escuchamos la estrofa tal o el párrafo aquél.

No has jugado conmigo todavía, ni me has visto llorar mientras veo una película o estoy en el teatro, ni me has escuchado cantar desatinadamente con mi guitarra enferma, y no sabes como disfruto los atardeceres, como a veces me quedo en silencio porque no me queda más que decir, tan sólo observar y me siento vacío, pero después sonrío y sigo platicando sobre el clima o el tráfico de la ciudad....

No has descubierto todavía que siempre pediré helados de limón o pasteles, pays, paletas, dulces, mentas, todo lo que sea de limón o verde que se atreve. No sabes que cuando me siento inspirado me suelto y mi cara muestra muchos gestos como si viera por primera vez muchas verdaders todas juntas, reunidas para que yo te las explique, aunque otras veces sólo querré escucharte y decirme a mí mismo, que mujer tan lista, es un don conocerla, y tan sólo agregue un coma o un punto.

Tengo tanto amor para dar, que me pasa por departamento este cuerpo que uso por corbata... Y mi amor se traduce en cucharas, propinas, abrazos y sonrisas cómplices, en buenos días o en lamentaciones por tapar el sol, no tantos besos.

Yo sé traducir mi amor a todos los idiomas, al del cartero, al del hermano, al del cielo que relampaguea o al del abrigo tímido. Te traduzco lo que dejé de entender por entenderte.

22 de julio de 2007

Si un beso es sólo un mordisco que aprendió educación

Olga López Portela

Si un beso es sólo un mordisco que aprendió educación
un fax enviado de boca a boca,
el D.N.I. del aliento
el reloj despertador del deseo,
la puerta del garaje de la lengua…
Si un beso es la lata de conservas de los labios,
el boletín de notas del amor
el portero automático del sexo
el traductor simultáneo de la ropa…
Si un beso sabe a bronquios
a prisa de relojes
a diafragma
a tobogán húmedo
a despedida de chat
a comida rápida…
Si un beso es sólo un mordisco que aprendió educación.

Archivo del Blog

Todos los derechos reservados. Con tecnología de Blogger.
Scroll To Top